El articulo 21.1 de la Ley de Propiedad Horizontal establece que la contribución a los gastos comunes y a la dotación del fondo de reserva son obligaciones que deberán cumplirse por el propietario de la vivienda o local en el tiempo y forma determinados por la Junta de propietarios.

La jurisprudencia viene admitiendo que por parte de las comunidades de propietarios se puede imponer mediante acuerdo adoptado en Junta, un recargo a los propietarios que se retasen en el pago de las cuotas.